Saab 9-3 y 9-5 llamados a revisión


Saab 9-3 Cabrio: El sistema utilizado para bloquear el respaldo del asiento acompañante podría no funcionar correctamente, por lo que existe el riesgo de que no se quede fijo. En consecuencia, el cinturón de seguridad perdería su efectividad en caso de impacto. Todos los 9-3 afectados son modelos 2010.

Saab 9-5: El módulo del airbag del conductor podría desprenderse de la base del volante durante su activación. Este defecto también ha sido motivo de una campaña a servicio para el Opel Insignia, con el que el 9-5 comparte un gran número de componentes. Todos los coches a revisar son modelos 2010.



publicidad


Otros sitios